Todas las entradas de: Patricia María Fernández Häring

AHORA SI, HASTA SIEMPRE, HASTA PRONTO

Ya llego el día de nuestra marcha de Paraguay, que dejamos con mucha pena, ya que nos ha llenado nuestros corazones y hemos dejado un poquito de nosotros allí y nos traemos mucho de ellos con nosotros.

María y Sara – POR SIEMPRE!!

Nuestro último fin de semana, en el que teníamos las horas contadas para acabar con nuestra tarea.

Terminamos por la mañana, con la pintura de la galería, para seguir con el repintado de los “juegos de patio” por la tarde, ambas cosas con la colaboración de los chicos de pastoral y sus monitores, Gustavo, Moisés, Raúl, Félix, Carlos, Abel,…. Encantadores y súper dispuestos.

Martín y Sara, repintando la Rayuela

Pudimos ver la sala multiusos en pleno uso, fue genial!!! Proyectaron una película, en la pared  que les habíamos preparado para ello. Nos hizo mucha ilusión ver el buen uso que le daban. Incluso tuvieron una charla sobre “juventud” por la tarde, impartida por Facu, hijo de José Mendoza, uno de los profes de la Escuela y encargado de la pastoral juvenil, junto con su mujer Silvia y Juan Ramón, personas imprescindibles para la educación en valores de los chicos. Son todo un ejemplo y podrían ser motivo de unas crónicas muy completas y extensas de nuestra estancia en Paraguay.

Antes y después de la pared para ver cine, en la sala multiusos

Nos despedimos de Ninfa, otro ángel puesto sobre el barrio de Fátima, de la que nuestras primeras entradas en el blog os hablamos. Con razón la llaman “Ninfa de Calcuta”. Se desvive por las personas más vulnerables del barrio, por las familias, por los niños. Nuestro agradecimiento más profundo por todo lo que nos ha mostrado, desde el primer día que llegamos. La realidad del barrio de Fátima.

Martín, Sara, Patricia y Ninfa «de Calcuta». Mil gracias por todo

La noche del sábado, el Hno. Arsenio nos hizo un estupendo asado de despedida. Vinieron el Hno. Aníbal y Hno. José Juan de Pozo Colorado, ya que esa madrugada se iban a Buenos Aires a unirse a la reunión con el Hno. Telmo y los encargados de la Fundación , Genaro, Ever y Arnold. Gran despedida, en la que pusimos en común todo nuestro mes de voluntariado, haciendo repaso de los objetivos planteados, ideas iniciales, que como no puede ser de otra manera, sufrieron variaciones desde el primer momento, pero que tuvieron un muy buen resultado.

Hablamos de proyectos futuros, de futuras colaboraciones, de comenzar  con una línea juvenil de nuestra ONG Edificando, con los voluntarios del VIM que cada año se van a proyectos de «Gente Pequeña» por el mundo. Muchas ideas que poner en marcha a nuestra vuelta.

Nos quedamos el domingo solo con el Hno. Roque, con el que compartimos nuestro último día.

Terminamos de pintar los juegos de patio y nos pusimos con la ingente tarea de limpiar el parque de fuera de la Escuela, que con las inundaciones había quedado con mucha basura.

Raul y Patricia, con los piecitos. Félix con la rayuela

Repintamos todos los columpios, junto con los chicos que iban apareciendo por el parque, que ansiaban agarrar la brocha y un color. Mucha ayuda tuvimos de María, Fátima y Miguela, tres hermanas que nos acompañaron todo el día…. bueno, realmente todo el mes, desde que llegamos. Son tres de las niñas que están apadrinadas para el estudio escolar, por el programa de becas de apadrinamientos de Edificando, conjuntamente con la familia y amigos de Samuel y ANPIL.

Parque y columpios….. ANTES
Parque y columpios – DESPUÉS, con mucho COLOR Y VIDA

Pusimos cuerdas para trepar en los columpios vacíos, a las que les faltó tiempo para subirse como auténticos monitos. Los balancines los pintamos y dejamos comprados y preparados para colocar los tres que faltaban, que nuestro querido Ramón colocará esta semana. Con un poco de color,  y con un poco de limpieza, el parque luce diferente y se llenó de chiquillos enseguida.

Desde la Escuela organizarán con las familias, “batallón de limpieza mensual” para intentar mantener el parque lo mejor posible, ya que es el único lugar del barrio en el que pueden disfrutar de un espacio para jugar, corretear, divertirse.

A las 5 de la tarde cerramos las puertas de la Escuela y dijimos un triste adiós….. aunque esperamos que sea más bien un HASTA PRONTO.

Pintura terminada, de Bienvenida a la Escuela.

Hicimos ronda de despedidas, fuimos al Hospital IPS a despedirnos de Luchito, el hijo pequeño de los Mendoza, que se encuentra ingresado y que necesita mucha ENERGÍA Y MUCHA FUERZA, para recuperarse cuanto antes y poder volver a casa. Un recuerdo muy especial para él, su hermano Facu, y sus padres Silvia y José. Todo nuestro cariño y nuestro apoyo. No tenemos ninguna duda que estas piedras en el camino les hará más FUERTES.

TODOS POR LUCHO – MUCHA FUERZA, CAMPEÓN!!!

Madrugada del lunes. El Hno. Roque nos despide con una de sus sonrisas calladas y con ABRAZOS DE CARIÑO.

Martín, Sara, Hno. Roque y Patricia

Camino del aeropuerto con el profe Francisco, nos vamos dejando parte de nuestro corazón en Paraguay. Más lágrimas, más pesar, más ganas de quedarnos e instalarnos en el terrenito enfrente de la casa de los hermanos.

Una experiencia increíble, tanto para los más veteranos, Sara y Martín, como para Patricia, la novata. Sin duda un nuevo voluntariado, único en sí mismo, como los anteriores realizados, siempre únicos en sí mismos, que nos hacen ser mejores y aumentar nuestras vivencias y experiencias en este lugar llamado mundo y en esta vida que hay que vivirla, como dice Walt Witman, “no permitas que te pase a ti la vida sin que la vivas

MUCHA GENTE PEQUEÑA, HACIENDO MUCHAS COSAS PEQUEÑAS, EN MUCHOS LUGARES PEQUEÑOS, PUEDEN CAMBIAR EL MUNDO

ABRAZOS DESDE EL CORAZÓN, Sara, Martín y Patricia

TAVARANDU ARA

Esta última semana, tras nuestro regreso de Pozo Colorado, ha sido muy intensa de trabajo y de acontecimientos en la Escuela.

TAVARANDU ARA

Volvimos el 19 por la noche y al día siguiente, al llegar a la Escuela, los niños y profesores, nos recibieron con mucha ALEGRÍA y muchos ABRAZOS. No sabemos si llegaron a pensar que de verdad nos marchábamos la semana anterior.

Nos quedaba rematar la sala multiusos, los dibujos de nuestra “artista” Sara, pequeños detalles de la sala de apoyo, pilares de las galerías y el parque. Nos pusimos manos a la obra, para ir cerrando los trabajos. Se acercaba el final y no queríamos dejar trabajos inacabados.

Esa tarde, la Orquesta Sinfónica de la Ciudad de Asunción celebró un concierto dentro de su programación Cultura en los Barrios y escogió para ello, por segundo año, a la Escuela José María Bogarín. El llevar Música a la Escuela es uno de los Proyectos que los Hermanos quieren implementar para el curso que viene. Había mucha expectación y estuvieron toda la tarde preparando la llegada. Estuvo fenomenal, muy variado y dinámico. Incluso sacaron a Patricia a bailar un Vals!!!

Al día siguiente, entre pintura y pintura, tuvimos también acontecimiento en la Escuela. Las empresas de los “frigoríficos” (que mejor no os contamos nada de ellos) prepararon y regalaron una jornada de actividades a la Escuela, con El globo Loco, actividades de pintura, pororó, algodón de azúcar, regalos para los chicos, incluido McDonald’s , que llevó hamburguesas para todos con regalitos. No tuvieron clases y estuvieron la mar de contentos, tanto mayores como pequeños. Disfrutaron mucho y nosotros con ellos, como decía, entre pintura y pintura.

Pintando y jugando gracias a las empresas de los «frigoríficos»

Ya hemos conseguido rematar la sala de apoyo y la sala multiusos, que a falta de colocar los audiovisuales, está lista. Os mostramos el antes y el después de nuestro trabajo.

Sala apoyo, antes (arriba) y después (abajo), con el Hno. Arsenio
Con el aopyo de PARAFINA
Sala multiusos, antes (arriba) y después (abajo)

El día 22 de agosto es el día Internacional del Folclore TAVARANDU ARA, que en la Escuela se celebró al día siguiente. El profesor Julio lleva todo el mes preparando y ensayando los bailes con cada uno de los grados. Les hemos visto desde nuestro primer día allí. Creo que podríamos bailarlo….más o menos.

Baile inaugural

Este día previo al Folclore, hemos pintado los pilares de las galerías, nuevamente con los alumnos del último ciclo, que iban eligiendo los colores que querían que tuviese cada pilar, cada pared, comprometiéndose a pintar las puertas de cada uno de los grados, con las pinturas que les hemos dejado para ello.

Alumnos de último ciclo pintando la galería frente a sus clases

Sara iba terminando su último dibujo a la entrada de la Escuela, bajo la atenta mirada de las niñas y niños, que embelesados la miraban y le pedían que dibujase en sus cuadernos y les enseñase a dibujar….. Esto ya se lo ha apuntado Sara para “futuro proyecto” que hacer en la Escuela, en un tiempo nada lejano.

En proceso

El Hno. Telmo se marchaba a una reunión en Buenos Aires, a la que el resto de Hnos. irían el sábado. Tuvimos noche de despedida también en la casa de los Hnos., que como os hemos ido contando, nos han tratado de maravilla.

Llegó el día del folclore, con las comidas tradicionales paraguayas, su artesanía, sus costumbres, sus bailes. Toda la Escuela engalanada para la ocasión y todos los alumnos y profesores volcados en que no faltase ni un solo detalle. Chicos y chicas muy lindos, ellas con sus polleras, ellos con sus fajines de la bandera.

Tuvieron  el gran detalle de agradecernos públicamente nuestra labor de “embellecimiento» de la Escuela, poniendo color en ella. No podemos más que estar agradecidos a todos ellos, por su gran acogida y todo el cariño que nos han transmitido. Era un día de despedidas, con lágrimas, ya que a los profesores y a la mayoría de los alumnos ya no los veríamos el fin de semana, que nosotros si aprovecharíamos para terminar nuestro proyecto.

El profesor Julio, en nombre de toda la comunidad educativa, agradeciendo nuestra labor. Mil gracias a todos ellos por dejarnos compartir con ellos todos estos momentos

Se fue despejando la Escuela y aprovechamos para quedarnos un rato más con los pilares de la galería.

Galería tercer ciclo

Querían que nos quedásemos y nosotros queríamos quedarnos, pero sabemos que no puede ser…

Salvador, Fátima y Sergio
“No dejes que termine el día sin haber crecido un poco, sin haber sido feliz, sin haber aumentado tus sueños.” Walt Witman

Abrazos y besos y más abrazos, de esos de más de 30 segundos que consiguen atravesar el alma y fundir en uno.

Sara y Martín, ABRAZOS de más de 30 segundos

Sara, Martín y Patricia

«ESCUELA SAN ISIDRO LABRADOR, POZO COLORADO», BREVE PERO INTENSO

Recinto Escuela Internado San Isidro Labrador, Pozo Colorado

Pasado el ecuador de nuestro viaje, y aprovechando la partida de los voluntarios de “Gente Pequeña” de Tenerife que se encontraban en Pozo Colorado, pudimos acercarnos a la Escuela Internado San Isidro Labrador por unos días, y así conocer la gran labor que por años se ha estado haciendo allá en el Chaco, y el tropel de niños y niñas que aprenden cada día allí. Fue una estancia breve, sin embargo, quisimos aprender todo lo que allí hacían, y conocer cada rincón del amplio terreno que ocupa la Escuela. Nos acogieron estupendamente el Hno Jose Juan, el Hno Anibal, el Hno Rodolfo y el Hno Pablo. También compartimos nuestros almuerzos y cenas con la profesora Cristina y su incombustible hija Danna.

Visitamos el gallinero, que desde Edificando Comunidad de Nazaret se financió hace unos años (ONG de nuestro Colegio Nuestra Señora de las Maravillas y de la que Patricia es la actual Presidenta), y conocimos a las gallinas que según nos dijeron, ponían huevos como locas.

Gallinas del gallinero financiado por Edificando Comunidad de Nazaret

Sin embargo, esta no es la única fauna curiosa del lugar. En uno de los tajamares vivía un “””””pequeño”””” yakare (un señor cocodrilo), llamado Yaka, y que sorprendentemente uno de los Hermanos, el Hno. Rodolfo/Martín, tiene amaestrado ¡!!! Vimos como lo llamaba y acudía junto a él para que le diese de comer. Todo un espectáculo.

También tienen vacas, ovejas (que también siguen al Hermano cual flautista de Hamelín), abejas, chanchos… Bajo el cuidado de los niños y profesores.

El Hno Rodolfo, el auténtico flautista de Hamelín

Aprendimos y nos adaptamos al horario de allá, a las clases por la mañana y los trabajos y talleres por la tarde, acompañando a un grupo de niñas en su tarea de patio (regar las plantas, barrer las hojas de su zona, etc.), y a otro grupo con la limpieza de los baños. Visitamos la famosa panadería, que tan bien huele desde la distancia, e incluso algunas clases.

Por las noches aprovechamos para jugar con ellos, más que nada al vóley y al fútbol, y aunque queríamos, al final no aprendimos a jugar al piqui, famoso deporte en las canchas de los niños y niñas paraguayos.

En el atardecer, el DEPORTE es el rey

Pero lo mejor de todo fue que, aprovechando que fuimos en fin de semana y coincidiendo con el día del niño acá, fueron unos días llenos de festejos y celebraciones. Desde el globo loco (castillos hinchables), que todos esperaban con ansia, a la máquina de pororó (palomitas), a los bautizos y comuniones que se celebraron a lo largo del fin de semana, y que atrajeron a las distintas familias de los niños y niñas, que normalmente no están por la zona, ya que la mayoría vienen de lejos.

Además, estuvieron trabajando en los “Derechos y Obligaciones del Niño”, haciendo distintas presentaciones a lo largo del día. Por la mañana, con la reflexión y el izado de la bandera, los más pequeños presentaron sus trabajos de los “Derechos del Niño” a todos sus compañeros. Más tarde, los más mayores presentaron para su ciclo lo que ellos habían preparado: presentaciones con estadísticas y pequeñas representaciones teatrales acerca de los derechos de los niños también.

Presentación de «Los Derechos del Niño», previo izado de la bandera

Fueron unos días breves, pero sin duda intensos, sintiendo que vivíamos en un mundo aparte, donde no había nada más allá fuera de los límites de la escuela, conociendo a los niños, profesores y hermanos de allá.

Nos hemos traído deberes, que esperamos poder resolverles a corto plazo.

Abrazos y a por nuestra última semana de Voluntariado de vuelta en Fátima.

Hasta siempre!!!!

Sara, Martín y Patricia.

UN “HASTA PRONTO”

Cada vez va quedando menos para nuestra partida de vuelta a España, y ya hemos dado nuestro primer “adiós”, o más bien, nuestro primer “hasta pronto”. Tras estas últimas semanas en la escuela de Fátima, Asunción, hemos tenido la oportunidad de trasladarnos unos días a la famosísima Escuela Internado San Isidro Labrador de La Salle, en Pozo Colorado, del cual no habíamos escuchado más que MARAVILLAS, y que en la próxima entrada os podremos contar a través de nuestras vivencias.

Con los chicos del Tercer ciclo
Con los niños y niñas de Segundo ciclo
Ore aguije pe’eme pe nde rembiapo porâitere Ko mbo’echaope

Los distintos grados y clases nos prepararon manualidades varias, pequeños y grandes recordatorios para no olvidarlos en el tiempo que estuviésemos fuera, pero pese a lo que creían, ¡volvíamos! Tan sólo nos marchamos por unos días. Aun así, los dibujos y las dedicatorias llegaron, haciendo que Sara estuviese a “un dibujo de llorar”, sin embargo, aguantó, pues fueron todo más risas y sonrisas que lágrimas.

Con los niños y niñas de Primer grado, conmemorando el Día de la Bandera
Regalitos de los niños de Primer grado

Tras las semanas que llevamos acá es imposible no ir tomando cariño a los niños, que en cada receso, rato libre, merienda o en la hora de educación física aprovechan para acompañarnos en nuestras tareas, y para hacernos mil y una preguntas acerca de nosotros, de dónde venimos, qué nos gusta hacer… Es un auténtico placer poder compartir con ellos estos ratos, y sin duda son uno de los mejores del día: increíble la mente de los más pequeños y las preguntas y cosas que te dicen.

Sara a un dibujo de llorar, con los niños y niñas de Prescolar
Con los niños y niñas de Jardín de Infancia

HASTA PRONTO, abrazos.

Sara, Martín y Sara

TODOS SOMOS LA SALLE, ELLOS, NOSOTROS Y VOSOTROS

Sara «la artista» del trío, dándole duro al «pincel fino»

Ya hemos completado nuestra segunda semana en Asunción.

Nuestra estancia en la casa de los Hnos de La Salle es muy tranquila, aunque como dicen ellos, nunca sabes quién aparecerá a lo largo del día. Hno Telmo, Hno Arsenio y Hno Roque, son el corazón de la casa y están muy pendientes de nosotros y de que no nos falte nada. Cada día nos vamos conociendo un poco más, en nuestras charlas de la comida y sobretodo de la cena, que es el momento en el que hacemos revisión del día y compartimos nuestras vivencias, nuestras historias .

Vamos completando nuestra primera parte del proyecto y vamos conociendo cada vez más a los profes del cole, los alumnos y familias. Todavía no nos hemos ido y ya queremos volver!!! Hacen que nos sintamos como en casa y nunca falta un abrazo o un choque de manos y puños.

Brocha gorda, pincel fino, estopa, cepillo, escaleras… estos son nuestros elementos de trabajo del día a día, para nuestra adecuación de las aulas.

Cuando los chicos tienen receso de las clases, les falta tiempo para ir a vernos y agarrar una brocha para ponerse a pintar ellos también. Quieren participar y en una de las reuniones con ellos, nos aportaron sus ideas de como querían su Escuela. Una de ellas fue pintar los pilares del patio para quitar el «tono gris» del colegio y darle vida y color

Alumnos de 9º Grado pintando las columnas del patio
Alumnos de 9º Grado – primera mano de pintura

Algunos días, participamos de la Pastoral, que trabajan «valores» con los niños y jóvenes del Barrio de Fátima, dándoles un «espacio» de esparcimiento y reflexión. También participamos en alguna reunión de grupos de la Comunidad, en la que nos cuentan sus inquietudes y necesidades. Nosotros también compartimos con ellos nuestras experiencias de vida. Nos llevamos tarea para la vuelta a España.

Este fin de semana, hemos hecho un receso en el trabajo y nos hemos ido a conocer alguno de los estupendos lugares de Paraguay y Brasil. Nos acercamos a las Cataratas de Iguazu, lado brasileño y al Salto Monday, ya en Paraguay, en Ciudad del Este. Muy impresionantes, una maravilla de la naturaleza. Nos han dado energías para seguir nuestra segunda quincena.

Seguimos contando.

Abrazos. Sara, Martín y Patricia

ESCUELA JOSÉ MARÍA BOGARÍN – PRIMERA SEMANA – PRIMERAS PINTURAS

Ya hemos comenzado a pintar!!!

Tenemos muchísima colaboración por aquí, tanto de alumnos, exalumnos de Pastoral, profesores, personal de mantenimiento,….. muchísimas manos con un mismo objetivo, adecuar dos salas del colegio, la sala de apoyo escolar y la sala de usos múltiples.

Compartiendo la tarea con alumnos del Colegio

El lunes fuimos a comprar con José Mendoza, profe del Colegio, todo el material y nos pusimos manos a la obra, empezando por la sala de apoyo escolar. Ya tenemos toda la parte «gruesa» hecha y ahora nos queda la «decoración» y remates.

Sala de Apoyo escolar – «el antes»

Hoy hemos comenzado con la sala de usos múltiples, a la que queremos dotar de un proyector, altavoces, micrófonos y un nuevo cortinado. El Hno Arsenio ha estado con nosotros pintando también!!

Sala de usos múltiples – «el antes»

Estamos un poco agotados, pero estamos seguros que merecerá la pena. Además, da gusto ver como todo el mundo en el Colegio tiene ganas de ayudar para ver su «Cole» más bonito.

Gran trabajo en equipo – Martín con los alumnos
Gran trabajo en equipo – Sara con el profe Jesús

Tenemos por delante mucha tarea. Seguiremos contando.

Sara, Martín y Patricia

GRACIAS POR TU AMISTAD

Hoy es el día de la Amistad en Paraguay.

En la Escuela José María Bogarín hoy ha sido un día muy especial y la comunidad educativa nos invitó a un bonito almuerzo para celebrar este día.

Muy especial ha sido también nuestra visita al Aula de Apoyo Escolar que tiene organizada Rafaela en su propia casa. Increible su labor con estos niños!!!

Nos han hecho el bonito CARTEL que os mostramos en la portada y nos han regalado una canción de la AMISTAD. ¿Qué más podemos pedir?

Nuestra inmersión social de estos días está siendo muy intensa. Ya casi conocemos a todas las familias de los alumnos de la Escuela de La Salle y sus casas. Todos nos abren sus puertas con mucha generosidad.

Conociendo su realidad, podremos trabajar con ellos mucho mejor durante estos días.

Hoy ya hemos comenzado a medir las dos salas que queremos «mejorar» y el patio de columpios. Os pondremos el «antes» y el «después»

Un «abrazo gratis», como nos decían esta mañana, para todos

Sara, Martín y Patricia

CONOCIENDO LA ESCUELA JOSÉ MARÍA BOGARÍN, EL BARRIO DE FÁTIMA Y SUS FAMILIAS

Ya nos encontramos perfectamente instalados en la casa de los Hermanos en Fátima. El Hno. Arsenio es un gran anfitrión, junto con el Hno. Roque y el Hno. Telmo.

Después de un fin de semana de toma de contacto con la Ciudad de Asunción, hoy hemos tenido nuestro primer día de clases en la Escuela José María Bogarín, en el barrio de Fátima.

Por la mañana hemos podido dar una vuelta por el colegio, visitando todas las clases de todos los grados, conociendo a alumnos y profesores, comenzando desde ya a planificar nuestro proyecto, que haremos de manera colaborativa con toda la comunidad educativa.

Patio de la Escuela José María Bogarín

Tuvimos reunión con Petrona, Directora de la Escuela, Gloria, José, Jesús y Hno Arsenio, que nos contaron las necesidades de la Escuela, sus proyectos de futuro y nos hicieron propuestas para desarrollar durante nuestra estancia.

Durante el receso de las clases, tuvimos ocasión de jugar a la Piola (comba) con un grupito de niñas, que nos acogieron con mucha alegría.

La tarde la hemos dedicado al proyecto de apadrinamientos que tenemos en Edificando Comunidad de Nazaret, del que Samuel es sin duda el gran padrino. Estuvimos acompañados por la profesora Ninfa, que conoce a todos, todos los alumnos de la escuela, la situación personal de cada uno de ellos y de sus familias, sus nombres y edades… la verdad es que es impresionante!!!

Efecto de las inundaciones en las viviendas

Nos ha hecho un intenso e interesante recorrido por el barrio, posibilitando que entremos en muchas de las casas para ver, de primera mano, cual es su situación, como viven, o mejor, como sobreviven.

Tras las recientes inundaciones de hace unos meses, la situación de las viviendas es bastante lamentable. El agua acabó con todo en muchos de los casos, teniendo que volver a levantar sus casas de la nada. Algunos de ellos se marcharon de realojo a una zona de casas sociales, otros a refugios habilitados en zonas un poco más secas, pero con unas condiciones higiénicas mínimas, otros prefirieron quedarse en sus casas, haciendo toda clase de inventos para separarse del agua y salvar sus pertenencias. Eso si, todos con la esperanza que las inundaciones no vuelvan más, al menos durante este invierno, y confiando en que el estado les pueda proporcionar viviendas sociales, a precios sociales, que les haga tener una vida y una vivienda digna para sus familias.

Mañana tempranito iremos para la escuela, a empezar nuestro acompañamiento durante estas semanas.

Seguiremos contando.

Sara, Martín y Patricia

¿PARA DÓNDE? PARAGUAY.

Apenas a una hora de despegar rumbo a nuestro destino, paramos un segundo para reflexionar hacia donde marchamos, y el grupo que conformamos, que os presentamos: Patricia, Sara y Martín. Somos un grupo reducido, Sara y Martín, superveteranos y Patricia, una novata, pero los tres deseando vivir esta expreciencia tan enriquecedora.

Sara y Martín han estado antes en Tailandia e India en el mismo grupo, con un grupo de gente pequeña VIM-Maravillas (Sara también en Argentina por su cuenta), a pesar de ser los más jóvenes del grupo.

En Paraguay, nos está esperando el Hno Arsenio y todos los alumnos del colegio Jose María Bogarín de La Salle, de Fátima, Asunción y nosotros deseando llegar!!!

Os iremos contando. Abrazos. Martín, Sara y Patricia